Pruebas del vestido de novia, ¿quién te va a acompañar?

La prueba de vestidos de novia es una actividad para disfrutar con las personas más cercanas y que más ansían tu felicidad al momento de llegar al altar. Seguramente les ayudaron a revisar muchas imágenes de invitaciones de boda para encontrar las más elegantes y se sacrificaron consumiendo muchas calorías para probar todos los pasteles de boda que les gustaron. Pero […]

La prueba de vestidos de novia es una actividad para disfrutar con las personas más cercanas y que más ansían tu felicidad al momento de llegar al altar. Seguramente les ayudaron a revisar muchas imágenes de invitaciones de boda para encontrar las más elegantes y se sacrificaron consumiendo muchas calorías para probar todos los pasteles de boda que les gustaron. Pero ¿quién es la mejor compañía para la elección y prueba del vestido?

Tal vez durante horas los acompañaron a recorrer distintos lugares para buscar opciones de centros de mesa para boda económicos y originales. Y su opinión fue esencial en muchos momentos, pero no es lo mismo debatirse entre unas flores u otras que definir cómo te vestirás uno de los días más felices de tu vida.

La sinceridad, la empatía y la sensibilidad de tus acompañantes son cualidades importantes para ayudarte a tomar esta decisión. Si esa persona cuya opinión es muy respetada por ti piensa que ese vestido de novia corte sirena no te sienta tan bien como crees, agradecerás que pueda decírtelo con delicadeza. Y no todo el mundo tiene todas estas virtudes. ¿Cuál o cuáles de estas personas te conocen mejor?

1. Tu mamá

Qué mejor que acudir con quien te ama más que a nada en la vida; sin duda, sentirá la misma emoción en tan importante cita. Ella te conoce como la palma de su mano y sabe cómo lucirás más hermosa y qué es lo que te sienta mejor. Te dará un punto de vista exacto de qué arreglos necesita para que te quede perfecto. Imagina la ilusión de tu mamá cuando te vea con tu vestido de novia de encaje: será un momento muy emotivo para ambas.

2. Tu papá

Si bien se piensa que este momento es para mujeres, involucrar a tu papá en estas actividades será muy especial para él. Muchas veces, ellos sienten que perderán a su niña o les cuesta trabajo ver que ya eres una mujer adulta y emprenderás un nuevo camino. Trata de que este sea un momento dulce para él y pide su opinión incluso en la elección del ramo de novia artificial. Te sorprenderá saber que él también soñó con este momento y tiene una imagen de cómo quiere que sea el día en que te acompañe con el amor de tu vida para verte feliz.

3. Tus mejores amigas

Si lo que estás buscando son vestidos de novia modernos y sabes que tus papás tienen ideas demasiado clásicas, tal vez necesites equilibrar la balanza. Tus mejores amigas te han acompañado en momentos cruciales de tu vida, quizá comparten gustos y saben qué estilos de moda te quedan mejor: elegante o sencillo, moderno o clásico. Te ayudarán a tomar la mejor decisión y pondrán especial atención en ver todos los detalles para que tu peinado para boda de noche resalte con el velo y, en conjunto, tengas un look de ensueño.

4. Tus hermanas o primas.

Ya sea que te acompañen como damas de honor o no, se sentirán halagadas de que las consideres. ¿Recuerdas cuando jugabas con ellas y soñaban cómo sería el día de tu boda? Ellas te conocen desde la infancia y desde el momento en que les contaste de tu anillo de compromiso Tiffany, ya te visualizaron en tu boda. Ahora serán tus cómplices; te darán una opinión sincera y directa de qué vestido de novia 2018 te sienta mejor y te ayudarán a aclarar tu mente y borrar confusiones.

5. Tu suegra o cuñadas

Empieza tu matrimonio con el pie derecho: formarás una nueva familia y nada mejor que llevar una excelente relación con tu familia política. Será un detalle muy considerado invitar a tu suegra o cuñadas; se sentirán muy alegres de ser tomadas en cuenta. Pon atención a sus consejos, seguro te darán un secreto para que tu novio se quede con el ojo cuadrado cuando te vea llegar. Pero si la relación con ellas no es muy cordial o simplemente no existe demasiada química entre ustedes y esto podría hacerte sentir incómoda, mejor evítalo.

Ya sea que decidas ir sola o acompañada, disfruta mucho este día. Date la oportunidad de sentir esa emoción en el estómago, toma en cuenta las recomendaciones u opiniones de tus acompañantes y agradece si no estás convencida de lo que te digan. Al final de cuentas, tú tendrás la última de palabra en tu ajuar de bodas y no se puede dar gusto a todos.

Una buena idea para ser generosa con tus acompañantes es prepararles un regalito especial acompañado de un pensamiento de amor con el que agradecer su apoyo. Asimismo, puedes darles recomendaciones para que también elijan sus vestidos elegantes para fiesta. Seguro están deseosas de que les compartas los tips de moda y belleza que estás descubriendo en este proceso.